Kin

Sin condiciones por favor…

El Poder del amor incondicional, genera los puentes del cambio para que evolucionemos nuestro amor en primer lugar hacia nosotros mismos y como consecuencia aprendamos a dar sin esperar a recibir, porque si damos algo esperando a recibir, no estaremos vibrando desde el amor incondicional, sino desde la carencia emocional.

Entender que el amor es el motor del cambio, nos emplaza a situarnos en nuestro centro corazón y desde allí enlazar con el espejo de la verdad, donde vemos reflejados quiénes somos, sin maquillajes, sin máscaras, es necesario desnudarse ante el amor de nuestro corazón, y eso no nos hace débiles,como tan hábilmente nos han hecho creer desde el sistema que nos manipula o intenta manipular todo el tiempo, sino poderosos, porque cuando vibramos desde nuestro amor y corazón nos abrimos a fluir con la vida, tomando consciencia de lo que significa el amor incondicional.

Una de las herramientas inherentes al cambio es el perdón, ufffff y cuanto nos cuesta perdonarnos a nosotros mismos… ¿ Por qué será? Porque perdonarse a uno mismo requiere rendirnos ante el amor, y muchos de nosotros nos mentimos, no nos respetamos, no nos amamos lo suficiente y aceptar esto duele, y nuestro orgullo comandado por el ego nos los lo pone fácil. Pero si abrimos los ojos del corazón, nos daremos cuenta que el perdón cuando vibra desde la verdad de nuestro ser, es un de lo actos de amor incondicional más elevado a los que podemos aspirar como humanos teniendo esta experiencia aquí en la Tierra.

Aprender a dar sin recibir, es algo a lo que no estamos acostumbrados, de hecho prácticamente todo lo que hacemos busca una reciprocidad, y muchos de nosotros vivimos en amores condicionados, unos más que otros, pero darse cuenta de este hecho, nos puede ayudar a ser más conscientes de que si queremos amor, nos tenemos que convertir en amor y no esperar que alguien nos intente llenar nuestro propio pozo de carencia emocional, porque puedes estar seguro que así no funcionará. El cambio llama a la puerta de tu corazón.

El poder de amar reside en ser tan valientes como abrir nuestro corazón a nosotros mismos, asumir y aceptar lo que hay, perdonarnos y empezar a darnos amor, empezando por no mentirnos, ser más conscientes de aquello que nos vendemos como verdad cuando no es así. Respetarnos no vendernos por la inseguridad del que dirán, no poner precio a nuestra autenticidad, cuando eso pasa por una acto de desamor hacia nosotros mismos. Y sobre todo amar de verdad significa poder dar sin esperar a recibir, lo que tenga que ser para ti ya te llegará, quizás no como tu esperas que sea, pero de todas formas te llegará…


Deja de condicionar tu amor, responde a la alegría de tu corazón, y da amor porque ya te has convertido en amor, yo soy otro tú


perro-5

(Perro Entonado blanco, kin 70)

Espejo Magnético

Deja un comentario

  Campo Obligatorio
Puedes utilizar estas etiquetas HTML en el comentario
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>