Entrada

La Esclerosis Múltiple y el Reiki

Después de un duro año, en 2007 me diagnosticaron Esclerosis Múltiple y mi vida cambió. Aunque fue un alivio poner nombre a lo que le estaba pasando a mi cuerpo, empezó lo mas complicado, aprender a convivir con ella y asumir todos los nuevos diagnósticos que iban viniendo: Síndrome de Piernas Inquietas, dolores crónicos, Hipotiroidismo, Disbiosis intestinal… Y empieza esa época en la que no sabes que es peor, si los síntomas (insomnio, temblores, espasmos, sensibilidad alterada, fatiga, espasticidad, hormigueos, perdida de fuerza, desequilibrio…) o los efectos secundarios de las medicaciones (el interferón provoca un estado pseudogripal y el resto o provocan cansancio o problemas digestivos).

Levantarse por la mañana se convierte en un “vía crucis” hasta que puedes arrancar tu cuerpo y al final del día sólo deseas poder dormir para dejar de sentirlo. Soñaba con salir de mi cuerpo aunque sólo fuera por un rato, y así lo publiqué en una conocida red social un día de 2012: “Quiero hacer un viaje Astral!!!”. Las respuestas de amigos y conocidos fue amplia y variada pero yo sólo me quedé con una: “Haz Reiki!!” Y así lo hice.

Nunca me habían hecho una sesión de Reiki, pero me habían hablado de sus beneficios, así que me apunté a Reiki Usui I. El Reiki canaliza la energía del universo hacia los puntos energéticos del cuerpo, los chacras, limpiándolos, equilibrándolos y desbloqueándolos. Esta misma energía es la que circula por el organismo de cualquier ser vivo del planeta y también por la materia no viva. Ya lo dijo el químico Antoine Lavoisier: “La energía ni se crea ni se destruye, solo se transforma”. Pero le faltaba explicarnos que también se canaliza, y una de las formas que tenemos para poder canalizarla y utilizarla para sanarnos y equilibrarnos es el Reiki. Encontramos otras disciplinas que trabajan con la energía como por ejemplo la acupuntura donde se utilizan las agujas para desbloquear los meridianos energéticos del cuerpo pero tienes que ir a ver un experto para que te lo haga y yo, perseguidora de retos, con el Reiki vi que no dependería de nadie para hacerlo, sólo de mis maravillosos maestros, de los que he aprendido y sigo aprendiendo. Y empecé.

Con el nivel I la sanación que se lleva a cabo es física, con la práctica diaria la mejoría en mi cuerpo fue paulatina y muy significativa. Los dolores empezaron a disminuir y mi cuerpo poco a poco se iba calmando, al igual que mi mente. La relajación que se obtiene mediante  las sesiones de Reiki ayudan a callar el cerebro que tantas preocupaciones crea e impiden una evolución positiva de cualquier enfermedad. En 2014 me inicié en Reiki Usui II, como la sanación en este nivel es emocional y mental, el cambio a mejor en mi vida fue increíble, empecé a dormir! Y mi vida seguía mejorando porque si descansas, el día es mucho más llevadero por duro que sea.

Ahora soy Maestra de Reiki, éste forma parte de mi vida y mi Esclerosis Múltiple es una enfermedad crónica llevable. Tenemos nuestros días, pero nos conocemos la una a la otra y nada nos coge desprevenidas. No es necesario ser maestro para obtener beneficios del Reiki pero si recomiendo recibirlo, es una terapia que complementa perfectamente a cualquier tratamiento y que equilibra a cualquier persona sana. Gracias al Reiki mis enfermedades crónicas han ido mejorando con los años y los médicos también lo han notado, han encontrado apropiado reducir medicación y eso para mi es lo más importante.

Y aún más, como tengo la suerte de tener unos maestros que dominan además del Reiki Usui, los sistemas Reiki de 2ª generación, Reiki Kundalini y Reiki Cristales Etéricos, me inicié también en estas disciplinas. Y al final te das cuenta de cual es tu camino y sigo estudiando terapias complementarias, actualmente Naturopatía Holística.

Esta es mi experiencia, hace 10 años me lo cuentan y no me lo creo.

Classified related terms

Related Articles
Sección Otras Voces y ReikiEtiquetas salud, sanación, y Terapia Alternativa.
Conceptos Reiki

Marta Iriarte Lanau

Soy Marta Iriarte Lanau, nacida en Barcelona el 28 de diciembre de 1977, abogada, estudiante de Naturopatía Holística en FAC Centre de Teràpies Alternatives de Catalunya y enamorada de la vida.
Con 12 años nos trasladamos con mis padres a Arenys de Mar, Villa pesquera de la costa central catalana sita en la comarca del Maresme. Pueblo en el que actualmente vivo y que me aporta una calidad de vida imposible de obtener en la gran ciudad de Barcelona.
Durante toda la adolescencia pude hacer lo que mas me gusta, voluntariado. Desde ser monitora en el Agrupament Escolta, visitas a geriátricos, eventos populares, catequista… Creo que todas las religiones persiguen el mismo objetivo de paz interior y/o salvación y confluyen en los mismos valores morales, exceptuando claro está a los fundamentalistas. Estudié Derecho porque siempre he querido ser una persona justa y creía que siendo Juez podría ayudar a la paz social. Por circunstancias varias no fui juez pero si he estado muchos años trabajando para el mundo del derecho y las finanzas. Mundo que también me desencantó y que me ha acabado decepcionando.
En 2016 lo dejé todo para saber y decidir cuál era mi camino, mi objetivo de vida, y en eso estoy, en pleno cambio interior y exterior. Me introduje en el mundo de las terapias con el Reiki y ahora estudio Naturopatía Holística. Con ganas de aprender todos los días, solo espero poder compartir con todo el mundo todo lo que voy aprendiendo y doy gracias a la vida por ello.

1 respuesta para La Esclerosis Múltiple y el Reiki

  1. Hoy te he conocido Pili. Me dijiste: buscame en google y a ver si te gusta lo que hago. Lo he hecho, y no me ha gustado, me ha encantado!
    Todo un gran descubrimiento de esos q vale la pena. Con ganas de volverte a ver

Deja un comentario

  Campo Obligatorio
Puedes utilizar estas etiquetas HTML en el comentario
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>